SIGUENOS

SUSCRIBETE

mayo 29, 2024

EL PODER NOTICIAS

Comprometidos con la Noticia

Así operan los negocios sucios en las prisiones de Chiapas: CERSS #10, en Comitán, Chiapas.

www.elPoderNoticias.com

Es un buen negocio ser Director del Centro Penitenciario #10 de #Comitán. En este #CERSS, el “Preciso” no se elige democráticamente ni existe un “autogobierno”, como suelen decir: lo que existe es un co-gobierno, útil para operar los negocios del Director.

por eso lo elige el mandamás del penal, impuesto por el gobierno, para tener a un “operador”, encargado de los negocios chuecos.

Nadie se crea que el pagar 100 mil pesos para que en el interior de este centro penitenciario un violador o pederasta no sea violado, o cualquier sentenciado evite ser golpeado o llevado a la zona de castigo, es por decisión autónoma del “Preciso”, o que el dinero entregado a éste es para él nada más. No. Es para que el Director tenga ingresos extras, los cuales comparte con sus jefes.

En el caso de José H.M, éste cumple a cabalidad con sus superiores, “salpicándoles” de ingresos mal habidos.

El ingreso de armas de fuego y drogas se hace negociándolo con el “Preciso”.

La droga y las armas de fuego no se dejan caer desde helicópteros o avionetas, sino que entran por la puerta grande y el dinero se entrega al hombre de confianza del Director.

Por ingresar un celular en el interior del Centro de Reinserción Social para Sentenciados cada interno paga 500 pesos.

¿Por cuánto tiempo podrá disfrutar el sentenciado su smartphone? Lo tendrá sin problemas hasta que llegue el próximo operativo de los famosos “lobos”, enviados por la Secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana, Gabriela Zepeda Soto, para requisar drogas, armas de fuego y celulares, aunque también se llevan dinero en efectivo.

El día que pase la requisa de los “lobos” ese celular, salvo haber pagado otra “cuota” de 200 pesos, se perderá y deberán adquirir otro, por nuevos 500 pesos, y para ello tienen dos opciones: que su familia lo ingrese, previo pago, o comprárselo al propio Director, a través del “Preciso”.

El Director, José H.M, ¿paga impuestos por vender celulares en el CERSS número 10? No, porque vende celulares “chuecos”, de los mismos que requisan los “lobos” en los otros penales; se da el caso que los celulares requisados en el penal del Canelo se venden en San Cristóbal o en Comitán, y los celulares de Comitán se vendan en Tapachula o en los anteriores.

José H. M, no es el único director corrupto; la corrupción son todos ellos y los jefes jerárquicos que los colocan en dichas plazas.

En Comitán hay alrededor de 300 internos, y casi la totalidad utiliza celulares, no sólo para comunicarse con su familia, sino también para extorsionar a las personas externas: a ti, a tu vecino, al mío y a mí mismo.

Si hacemos cálculos, por el ingreso de celulares el Director recibe aproximadamente 150 mil pesos, por el tiempo que transcurra entre un operativo de los “Lobos” y el siguiente; por mantener la posesión sin problema alguno los ingresos son mayores y por mes: 240 mil pesos.

Que quede claro: las publicaciones van a seguir.

De ahí que José H. M, haya intensificado las presiones a los internos y la búsqueda de mensajes de WhatsApp en los celulares autorizados por él mismo para que ingresaran a quienes hicieron el pago.

También les han llovido amenazas de restricciones, incremento de precios y hasta de cambios a otros centros penitenciarios.

Abrir chat